Más
info
miniatura de la portada
italiano español français Русский

Las enfermedades mentales

(un servidor no es psiquiatra, psicólogo ni terapeuta)

No hay una separación clara entre lo que es normal y lo que no. Lo cual no quiere decir que no existan situaciones desagradables, tanto sufridas por alguien como por los que le rodean.

Tipos (según sus síntomas)

Alucinaciones (psicosis, esquizofrenia)

Percibir claramente voces, imágenes.

Comportamiento anormalmente ilógico y activo, “maníaco” (neurosis)

Manías, paranoia, obsesiones, delirios.

Ataques epilépticos

Según Hamer, no son un transtorno mental. Ver nota más adelante.

Incapacidad de sentir (psicopatía)

Por traumas en la infancia (superan su capacidad de asimilación de experiencias, de aprendizaje). Parecen socialmente adaptados (con trabajo y familia), y con un comportamiento “normal” hasta que se les hace la pregunta “¿Cómo te sientes?”, pues puede hacer que se abran las puertas del infierno.

Fenómenos extraordinarios

Percepción a distancia, levitación, don de profecía,... pueden venir de Dios o del Diablo. La Iglesia recomienda no dar ninguna importancia a estos hechos. Algunos santos los tenían pero no se tienen en cuenta en absoluto (por lo dicho antes) en el proceso de beatificación o canonización.

Doble personalidad

Parece que hay gente que tiene dos comportamientos perfectamente contradictorios el uno con el otro, y cambia de uno a otro según las circunstancias sin darse cuenta. No hablamos de cuando a alguien “se le llevan los demonios” (está poseído temporalmente por un demonio), sino de comportamientos normales que no conllevan visita al psiquiatra y, por tanto, carecen de etiqueta.

Otros transtornos

El Dr. Hamer explica algunos trastornos mentales como resultado de dos o más choques psíquicos sin resolver, activos. Según de qué tipo fueron, nuestro sexo, estado hormonal y anteriores choques, nos dice qué tipo de trastorno tenemos; o simplemente viendo nuestro TAC cerebral. En la página indicada aparecen enfermedades que habitualmente no consideramos como “psíquicas”, pero recordemos que Hamer nos recuerda el origen emocional de muchas enfermedades (físicas).

Depresión

Hay una experiencia que la religión o los chamanes llaman "descenso a los infiernos", "encontrarse con el Guardián del Umbral", "la noche oscura del alma",... La reacción habitual es salir corriendo y no querer volver a saber nada de ella. Muy pocos son los que aceptan quemar ego, ideales, motivaciones, deseos, "sentido de la vida", como pago para llegar a ser "hombres verdaderos". El resto (la inmensa mayoría) se quedan:

Carlos Castaneda explica la depresión como la derrota frente al primero de los 4 enemigos que todos nos topamos (Ver Nota de Carlos Castaneda).

Ver “Otra clasificación de locuras” más adelante.

Factores desencadenantes o coadyuvantes

Físicos

Psicológicos

Otras definiciones

Persona

Bichito(a) con dos piernas destinado a crecer hasta el infinito sin levantar los pies de la tierra.

Diablo

Nuestro enemigo. Fuente de donde recibimos todas las malas inspiraciones. No puede entrar en nuestra casa si no le abrimos la puerta (con nuestros pecados, drogas, prácticas ocultistas, etc.)

Sociedad

En este momento, como nadie defiende la Verdad (la jerarquía eclesiástica está dirigida desde 1958 por el diablo), pues estamos bastante equivocados, especialmente en los aspectos más importantes de la vida: quiénes somos, para qué estamos aquí, cómo cumplir nuestra misión. Por tanto, estar perfectamente integrado en esta sociedad es signo claro de error. Estamos bastante peor que la sociedad descrita en la novela 1984 con su “doblepensar”, que permite afirmar en un momento que 2 más 2 son cuatro y lo contrario unos segundos después sin despeinarnos.

La única solución

Antes, cuando la sociedad era más religiosa, la Iglesia, los sacerdotes, servían de freno a muchas de los problemas anteriores pues servían, al menos:

No creamos las mentiras que los que mandan dicen de la Iglesia. La religión de nuestros abuelos es la única que atacan los que mandan (porque es la única verdadera).

Tentaciones del enfermo mental

Riesgos que corre (como cualquier otra persona):

¿Nos conformamos con lo que nos prometen los psicólogos?: “se trata de mejorar la resiliencia de forma que la gente pueda manejar su vida a pesar de tener esas vulnerabilidades. También buscar otros objetivos que den significado a su vida.” ¿Vamos a dar sentido a nuestra vida con algo mundano, terrestre, finito?

Sin religión, que es la única que da sentido a la vida, no hay mejora duradera, ni objetivos, ni resiliencia, ni nada. “El que no está conmigo está contra mí, y el que conmigo no recoge, derrama.” No hay término medio. O entramos en la religión de nuestros abuelos (no en lo que enseña la jerarquía eclesiástica actual, por lo citado arriba), o no vamos a ningún sitio.

«El Dr. C. G. Jung, que se separó de Freud debido al excesivo énfasis que este último ponía en las cuestiones sexuales, escribió: «Durante los treinta años últimos he sido consultado por habitantes de todos los países civilizados de la tierra. He tratado a muchos cientos de pacientes, la mayoría de los cuales eran protestantes, pocos judíos y no más de cinco o seis católicos creyentes. Entre todos mis pacientes de la segunda mitad de la vida —es decir, de los que tienen más de treinta y cinco años de edad— no encontré uno solo cuyo problema, en última instancia, no fuese el de encontrar una visión religiosa de la vida. Podemos decir que cada uno de ellos enfermó porque había perdido lo que las religiones vivas de todas las épocas dieron a sus seguidores, y de ellos no se curó ninguno sin antes recuperar su visión religiosa»

(Jung era hijo de luteranos. Habla de “religiones”, aunque religión sólo hay una, el resto son caminos equivocados que no llevan a Dios. Parece que murió sin encontrar el camino).

«El Dr, J. A. HADFIELD, uno de los más grandes psiquiatras de Inglaterra, escribe: «Hablando como estudioso de la psicoterapia, que, como tal, no tiene relaciones con la teología, estoy convencido de que la religión cristiana es una de las más valiosas y potentes influencias para producir esa armonía y tranquilidad espiritual y esa confianza de alma que se necesita para dar la salud y la energía a una gran proporción de pacientes nerviosos». El Dr. William BROWN, catedrático de filosofía mental en la Universidad de Oxford y psicoterapeuta del hospital King’s College, dice: «Estoy más convencido que nunca de que la religión es la cosa más importante en la vida y de que es esencial para la salud mental». Paz en el alma, Fultom J. Sheen. Buenos Aires, 1951, pág. 42.

Casos extremos

Los comportamientos extremos, que todos conocemos por las noticias y los que ocurren y no salen en los noticieros (de los que mandan), los jueces tienen que controlarlos / limitarlos de alguna forma, pues son dañinos para los demás. La misericordia de Dios es infinita, pero los hombres somos criaturas, no somos Dios, y, por tanto, no podemos / debemos comportarnos en todo como Él.

Otra clasificación de locuras

Se dice que la mitad del mundo se ríe (o considera loca) a la otra mitad.

Estas dos mitades pueden ser:

  1. Los locos por Dios.

  2. Los locos que creen que la vida no tiene sentido.

También están los locos que se creen “razonables”, fuera de estas dos mitades. Por favor, sepan reírse de todas estas locuras que decimos aquí.

Enlaces

http://www.nuevapsiquiatria.es/

Otros artículos en esta web:

Nota ataques epilépticos

Según Hamer, los ataques epilépticos no son enfermedades mentales. Son sólo fenómenos pasajeros (entre unos segundos y 3 días) que ocurren en la mitad de la "fase de curación". Sus síntomas dependen de cómo fué la "fase de tensión" anterior.
Los psiquiatras llaman ataques epilépticos a lo que también pueden ser estados de trance provocados por estímulos externos (palabras, músicas, luces intermitentes,...).

Nota drogas como origen de problemas mentales

Hay drogas que tienen el efecto de aumentar muchísimo la sensibilidad, y con ella quizá volvemos a ver “cosas” que veíamos de pequeños y luego dejamos de ver (pero siguieron ahí). Y probablemente esas “cosas feas” que ven (extraterrestres incluidos), no son mas que demonios.

Nota dientes como origen de problemas mentales

El Dr. Adler, miembro honorífico del colegio de dentistas de Cataluña (España), en su libro dedica un capítulo a narrar cómo quitando dientes "matados el nervio" se curaban enfermos psiquiátricos. Los dientes endodonciados, restos de raíces, implantes,... pueden provocarnos cualquier tipo de enfermedad porque nos drenan mucha energía.

Nota de Carlos Castaneda

Decía que todos nos topamos, con 4 enemigos por este orden: el miedo, la claridad, el poder, la vejez.

El miedo

Es lo primero que nos encontramos al aprender, pues aprender es descubrir algo diferente, inesperado.
Hay miedos pequeñitos y hay “el gran miedo”: descubrir qué hay dentro de nosotros.

Normalmente cuando la gente se topa con él sale corriendo y no quiere nunca más intentar aprender nada (no sea que se lo vuelva a encontrar).

La claridad (“ahora lo veo claro”)

A los un poco valientes nos llegan los primeros rayos de luz. La tentación es que nuestro orgullo nos haga creer que, por ese birrioso primer rayo, somos más listos que los demás. Esto nos impide seguir aprendiendo (¿para qué, si ya somos los más listos?).

El poder (“se van a enterar”)

Hemos visto que ver las cosas no es suficiente para conseguir lo que queremos, y para conseguirlo vendemos nuestro alma al diablo (los hay que la venden por mucho dinero o poder y los hay que la venden por un miserable salario).

La vejez

Los un poco valientes que sabemos lo poco que sabemos y que no nos vendemos por dinero, sólo nos queda luchar contra este enemigo. Finalmente siempre gana él, pero podemos conseguir que tarde mucho.

El texto completo de Carlos Castaneda se encuentra por internet buscando algo como “los cuatro enemigos de carlos castaneda miedo claridad vejez poder”


La conferencia

Beber agua de mar para la salud física y mental

Se celebrará, Dios mediante, en el palau Sant Jordi, del 9 al 12 de mayo (se concretará fecha y sala).

www.biocultura.org

Si somos creyentes (nuestra vida está dedicada a Dios, sea cual sea nuestro estado), todas las penas que suframos (hasta las más pequeñas) y las dificultades que (con la gracia de Dios) superemos para continuar viviendo y sirviéndoLe, nos sirven para pagar por nuestros pecados y ganar más mérito para la vida eterna. ¡Gran alegría en cada una!
Copyright - Aviso legal - Bendita eres Santa María, madre de Dios
Arriba